Inicio / Minería Nacional / Gran Minería / Estatal polaca KGHM confirmó suspensión del proyecto Fase II de Minera Sierra Gorda

Estatal polaca KGHM confirmó suspensión del proyecto Fase II de Minera Sierra Gorda

Iniciativa consideraba una inversión de US$1.500 millones y aportaría unos 6.000 puestos de trabajo durante su fase de construcción.
Nuevos antecedentes asociados a la mineralización del yacimiento y el considerable aumento de los gastos respecto de lo estimado en los planes iniciales del proyecto provocaron la decisión de la polaca KGHM en torno a postergar de manera indefinida el desarrollo de la Fase II de Minera Sierra Gorda.

“Los gastos incurridos hasta la fecha en los proyectos de inversión superan significativamente las cantidades asumidas en los planes iniciales. En particular, esto se refiere a los gastos actuales incurridos en Sierra Gorda, en comparación con las cantidades previstas en el informe técnico”, indicó un reporte emanado de KGHM que entregaba sus resultados del primer trimestre.

De acuerdo a lo informado por la compañía, “este hecho requiere una revisión de los gastos previstos para todos los proyectos de inversión”.

En ese documento, la compañía estatal polaca -que comparte la propiedad de Sierra Gorda con la japonesa Sumitomo (45%)- detalla que fueron descubiertos nuevos antecedentes de la mineralización del yacimiento, los que relevan mayor presencia que lo proyectado de óxido de cobre, arcilla y pirita, que afecta las tasas de recuperación.

Esto significa que será necesario recalcular la vida útil del proyecto y las proyecciones de producción.

“Este hecho limita directamente la eficiencia de procesamiento de los minerales y reduce las tasas de recuperación de cobre y molibdeno durante el periodo de operación. Se está evaluando el posible impacto de ello sobre la tasa de recuperación futura”, indicó la empresa en su estado de resultados.
Problemas

El proyecto Sierra Gorda ha debido enfrentar no sólo la baja en los precios de materias primas como el cobre y molibdeno, sino además una serie de inconvenientes relacionados a su operación. Uno de éstos fue la construcción y operación del galpón de acopio de concentrados en el Puerto de Antofagasta.

Asimismo, la tramitación ambiental de “Optimización Proyecto Sierra Gorda-Área Mina Planta” -Fase II-, estaba en una etapa de reestructuración debido a que el Servicio de Evaluación Ambiental (SEA) decidió en noviembre de 2015 poner fin a su tramitación debido a la falta de información “relevante y esencial” de la presentación hecha por la compañía.

Hasta el lunes, en Sierra Gorda seguían trabajando con miras a solucionar ese problema y retomar su tramitación. Sin embargo, las noticias llegadas desde Polonia cambiaron radicalmente el escenario y -según fuentes de la empresa- no hay seguridad respecto de lo que va a suceder.

A este escenario, se agregan los pobres resultados obtenidos por la compañía durante 2015, ejercicio durante el cual arrojó pérdidas por US$927 millones.
Empleo

La Fase II de Sierra Gorda considera una inversión de US$1.500 millones y la generación de hasta 6.000 plazas laborales durante su peak de construcción.

Para su operación, la compañía había anunciado la contratación permanente de 2.500 personas.

“La suspensión de esta fase de expansión de Sierra Gorda, ciertamente es una mala noticia para el país y para la región de Antofagasta”, aseguró el seremi de Minería, Cristian Montesinos.

La autoridad reconoció que ya manejaban algunos antecedentes extraoficiales respecto de la decisión de KGHM. “Su decisión tiene que ver con el mercado actual y también con evaluaciones particulares de su negocio. Creemos y tenemos confianza en que tras ese proceso de revaluación del proyecto éste va a terminar por materializarse porque la minería en nuestro país sigue siendo un muy buen negocio”, dijo.

La decisión de KGHM en torno a frenar la Fase II de Sierra Gorda, se suma a otras decisiones similares que afectaron a proyectos mineros en la región durante el último tiempo como es el caso de Mill Proyect de El Abra (US$5.000 millones, Freeport McMoran) y Lomas Bayas III Sulfuros (US$1.600 millones, Glencore).
Aumento de la producción

El proyecto Optimización Proyecto Sierra Gorda – Área Mina Planta, consideraba una serie de mejoras en el sector Mina Planta. Principalmente apuntaba a un cambio del plan minero aumentando la razón de mineral versus roca estéril de 0,385 a 0,500, disminuyendo el total de material a ser removido en un 3,5% y aumentando el mineral a ser procesado en 15,8%, desde 190 ktpd diarias a 220 promedio en 21 años. Asimismo, consideraba la construcción de nuevas obras como dos líneas eléctricas, tres tuberías de agua, una planta termosolar, un segundo acopio de chancado primario y un chancador secundario, entre otras.
Fuente: Mercurio Antofagasta/Eugenio Sugg Gálvez

Compruebe también

Tribunal Ambiental autoriza detención temporal de ducto en Caserones tras derrame de relaves

El Primer Tribunal Ambiental, con sede en Antofagasta, autorizó la medida cautelar y provisional solicitada …