Inicio / Minería Nacional / Gran Minería / AMSA / “En Antofagasta Plc no teníamos información de que el señor Luksic tenía como arrendatario a alguien de la administración Trump”

“En Antofagasta Plc no teníamos información de que el señor Luksic tenía como arrendatario a alguien de la administración Trump”

Iván Arriagada, presidente ejecutivo del brazo minero del grupo:

Sobre la salida del proyecto hidroeléctrico Alto Maipo, señala que “nos retiramos para concentrarnos en los proyectos mineros” y no por el daño reputacional que ha traído la iniciativa.

win Metals es un proyecto de US$ 1.200 millones de inversión en Minnesota, Estados Unidos, muy querido por Antofagasta Plc, el brazo minero del grupo Luksic. Por eso, la sorpresa entre los altos ejecutivos del conglomerado fue mayúscula cuando The Wall Street Journal reveló que Ivanka Trump y Jared Kushner, hija y yerno del actual presidente Donald Trump, respectivamente, alquilan una casa en Washington D.C., que es propiedad de Andrónico Luksic, director de la compañía y miembro de la familia controladora, justo cuando el conglomerado apeló a la decisión del gobierno federal de Estados Unidos por haberle revocado la concesión sobre parte de la propiedad minera.

Iván Arriagada, presidente ejecutivo de Antofagasta, desestima que este asunto afecte el desarrollo de Twin Metals. Y aclara: “Antofagasta y las actividades empresariales de sus directores son cosas separadas… No teníamos información de que el señor (Andrónico) Luksic tenía como arrendatario a alguien de la administración Trump en alguna de sus propiedades”. Por ello, acota que “tratar de encontrar alguna relación entre esto y Twin Metals es un despropósito, no tiene ningún sentido, son cosas totalmente separadas”.

Este proyecto de níquel, cobre y platino se emplaza en terrenos privados, de propiedad estatal y federal. En los últimos días de la administración Obama, la autoridad de Estados Unidos revocó la licencia de concesión minera en terrenos federales, que afecta al 25% de la zona del proyecto. Antofagasta apeló porque considera que “esta decisión es infundada, porque no existe ninguna razón para que se deniegue el permiso ahora cuando este se viene renovando desde la década del 60”, señala el máximo ejecutivo del holding minero. Mientras, avanzan en el desarrollo de la iniciativa, que tardará unos 8 años en concretarse.

Arriagada estuvo esta semana entre Londres y París, con reuniones con inversionistas para dar a conocer los resultados de holding extractivo. La compañía obtuvo utilidades por US$ 158 millones en 2016, que habrían sido de US$ 342 millones si no se le hubiera aplicado un castigo por la desinversión en Alto Maipo, que les significó US$ 162 millones de menores ganancias, así como un cargo por Antucoya.

“Fue un buen año comparado con 2015”, resume el ejecutivo, quien destaca que si lograron utilidades fue porque aumentaron la producción en 12,5%, mientras redujeron los costos en 20%, situando a su principal faena, Los Pelambres, dentro de las operaciones con menores costos del mundo. Ese desempeño les permitió superar el menor precio del cobre registrado en 2016.

Si bien las perspectivas del mercado son más positivas para este 2017, Arriagada no comparte el optimismo del presidente de Codelco, Óscar Landerretche, quien proyecta que el cobre se situará en US$ 3 por libra a fines de este año. “Yo no preveo un período de precios altos, la recuperación en el precio del cobre será gradual y aún está muy sujeta a distintas incertidumbres”. En cuanto a precio, considera que “es difícil que este año baje de US$ 2,4 y US$ 2,5 por libra”, explica el ejecutivo.

Por ello, el grupo se centrará en optimizar producción y mantener los costos a raya. Y ahí es clave el factor laboral.

Efecto Escondida: “No ha habido huelgas en la historia de este grupo”

El máximo ejecutivo de Antofagasta desestima que la compleja negociación de Minera Escondida (operada por la angloaustraliana BHP Billiton), que ya lleva 39 días en huelga, vaya a afectar el clima interno en las distintas faenas mineras del grupo. Este año, hay una negociación colectiva en junio en Zaldívar y, a inicios de 2018, otra en Los Pelambres. En la primera de estas empresas -que geográficamente se sitúa frente a Escondida- ya se definieron los servicios mínimos, lo que da cuenta de un mejor clima de negociación.

“Históricamente hemos tenido una buena relación con los sindicatos con base en el diálogo, y esperamos enfrentar las próximas negociaciones bajo los mismos principios”, explica Arriagada. “No ha habido huelgas en la historia de este grupo, ni en trabajadores propios ni en contratistas, lo que habla bien del diálogo que hemos construido”, señala. Y aunque a muchos sindicatos del grupo los asesora el mismo abogado que tienen ahora los trabajadores de Escondida -Marco López-, el ejecutivo enfatiza que “nos relacionamos con nuestros dirigentes directamente, no con sus asesores”. Por lo mismo, no cree que la movilización en Escondida siente algún precedente en términos de conflictividad, monto de los bonos o demandas de beneficios, en parte porque el mercado no se avizora tan boyante y también porque cada faena minera es muy distinta una de otra. “No se puede extrapolar la situación de una empresa a otra, porque son distintas en producción, condiciones geológicas del mineral, historia laboral, etc.”, asegura.

Alto Maipo: lograron un contrato de luz con precios entre 20% y 25% más baratos

A inicios de año, Antofagasta Minerals acordó salirse del proyecto hidroeléctrico Alto Maipo, operado y controlado por AES Gener y emplazado en la cordillera de la Región Metropolitana.

El grupo participaba en esta central a través de su principal minera, Los Pelambres, que poseía el 40% de la hidroeléctrica, donde desembolsó en total US$ 355 millones.

La incursión del brazo minero de los Luksic en esta eléctrica tuvo un gran costo reputacional, ya que sus opositores centraron sus críticas en Andrónico Luksic, director de la minera y presidente de Quiñenco. Iván Arriagada aclaró que la salida del grupo del proyecto se debe a razones estrictamente económicas. “El proyecto tiene un sobrecosto, lo que implicaba que los socios debían comprometer recursos adicionales. Nuestro foco es la minería, no el sector energético, y nos retiramos de Alto Maipo para concentrarnos en los proyectos mineros”, asegura. Aunque esta desinversión supuso un castigo de US$ 162 millones, Iván Arriagada destaca que lograron un contrato de luz con precios entre 20% y 25% más baratos que el modelo original.
Efecto Escondida:No ha habido huelgas en la historia de este grupo, ni en trabajadores propios ni en contratistas, lo que habla bien del diálogo que hemos construido”.Cobre a US$ 3:”Yo no preveo un período de precios altos, la recuperación en el precio del cobre será gradual y aún está muy sujeta a distintas incertidumbres”.

Fuente: Economía y Negocios/El Mercurio/Valeria Ibarra

Relacionada:

Antofagasta en retirada de la generación: Hace pérdida por Alto Maipo, y vende renovable

Compruebe también

Raimundo Espinoza, presidente de la FTC: “La mayoría de los trabajadores del cobre que se retiran del área norte lo hace en La Serena y Coquimbo”

Máximo dirigente de la sindical visualiza escenario de este año y habla sobre sus aprensiones …

Deja un comentario